Acroyoga: El arte de volar y perder tus miedos

Nuevamente tengo la oportunidad de poder compartir mis experiencias, mis descubrimientos, esta vez viene de la mano del Acroyoga.

Os confieso que tuve mis prejuicios negativos, sin tan siquiera haberlo probado,  sobre esta modalidad de yoga. Pero como dicen todo llega por algo y en el momento oportuno.

Mi primer contacto con el Acroyoga fue el verano pasado, cuando me reencontré con mi amigo Agustín después de 17 años, habíamos perdido el contacto. La sorpresa de éste reencuentro fue descubrir que los dos habíamos escogido el mismo camino: trasmitir los beneficios del yoga, nos habíamos convertido en profesores de yoga.

Cuando me invito a probar el Acroyoga, acepté porque era él y porque me daba vergüenza decirle que no, o mejor dicho exponerle mis prejuicios sobre el Acroyoga. Cerré los ojos para esconder mi vergüenza o mi desconfianza, y sin quererlo me deje llevar… Me sorprendió gratamente! Pude disfrutar del dinamismo de las acrobacias, la sabiduría del yoga y el arte sanador del masaje tailandés. Pero solo se quedo en una experiencia pasajera.

Este verano nuevamente reapareció el Acroyoga de la mano de Mehdi, con sus clases fue donde se despertó mi interés.

 

 

Con él pude profundizar en la experiencia de vencer los miedos, de desarrollar la confianza del uno como en el otro. En mi caso yo como voladora, eso implica que tengo que estar centrada en los movimientos que realizo, confiar al 100 % en él, la base, para dejarme guiar y conseguir una comunicación entre los dos.

En tan solo una par de clases los cambios que pude percibir a nivel emocional fueron muy grandes, la confianza o mejor dicho perder esas limitaciones mentales basadas en el miedo fueron increíbles. Porque todo lo que dejas en la esterilla, se queda ahí y tu día a día es mas ligero.

Eso me motivó a querer probar mas y el pasado 18-19 de Agosto estuve en Intensive Workshop con Slava & Andrea

 

 

Y tanto que fue intensivo… No tiene nada que ver que te hagan volar, a que tu de forma consciente vueles. El trabajo y esfuerzo se triplica…

El primer día que el nivel era para principiantes yo ya me quería ir y dude en regresar al día siguiente. Ver a Slava y Andre volar era una delicia, con ellos parecía tan fácil, los movimientos eran sutiles, delicados …realmente fluían … Andrea se convertía en un ave…

Pero en el momento que tu lo intentabas te sentías como un saco de patatas, un robot oxidado, en mi caso, era como el personaje de Marvel: la Cosa ….

Lo que mas me llamo la atención es la paciencia que tienen las personas que hacen de base, porque entre caídas, patadas, y algún roce que tu le puedas ocasionar en zonas delicadas, nunca pierden la paciencia al contrario siempre están dispuestos a seguir probando.

El segundo día para mi la experiencia fue sorprendentemente satisfactoria, a pesar de tener agujetas y algún que otro morado me sentí super feliz de lo que pude compartir.. La dinámica del taller era mas fluida pero no por ello menos intensa.

Los profesores en todo momento estaban pendientes y abiertos a cualquier duda o apoyo que necesitáramos, como las medidas de seguridad que en todo momento remarcaban hacia el spotter.

Con los compañeros se había generado la conexión de grupo, el hecho de estar rotando todo el tiempo nos permitió relacionarnos entre todos y también descubrir lo importante que es la actitud que tiene el base para que tu te sientas segura y quieras ir mas allá de tus limites.

Mostrarte sincero, hablar de tus limites y compartir tus dudas te permitía acercarte más. Era bonito ver como entre todos nos apoyábamos o celebrábamos cuando alguien conseguía hacer determinada postura….

Y aquí como en todo, la experiencia es un grado, cada vez que Alex Antich hacia de base, volar era una delicia…a mi me resultaba fácil y seguro.

La comunidad Acro yoga es una conexión entre personas sin necesidad de ser yoguis o practicantes de yoga. Es una practica de desarrollo personal.

Estos son algunos de los beneficios que he descubierto con el acroyoga:

 

Buena condición fisica.

Mente saludable.

Concertación.

Trabajo emocional.

Diversión y juegos.

Creatividad.

 

Como explicaba antes tuve mis dudas de hacer el segundo día dado el esfuerzo que experimenté en el primero. Ver que ya se había generado una poco mas de conexión entre los compañeros me motivó.  El domingo conseguí volar con un poco mas de gracia, entre los compañeros se había generado un vinculo mas estrecho. Como no soy experta, llevo muy poco tiempo experimentando el acroyoga. Investigando un poco sobre sus orígenes,. No voy a negar que me ha servido  para terminar con ese prejuicio que tenia al principio.

 

Me gustaría compartir algunas las palabras que nos dedico Andre y Slava al grupo que para mi es un resumen de como vivi la experiencia:

“Aunque las transiciones y los movimientos aprendidos nos hayan obligado a enfrentarnos con nuestros propios límites, la dinámica del grupo ha sido admirable.

Gracias a todos por ir un paso más allá, por no rendiros y esperamos que todo el material ofrecido podáis empaparos de él y compartir con la comunidad.”

 

Me gustaría terminar agradeciendo a todos los que hicieron posible esta experiencia y disculparme si me dejo a alguien sin nombrar. Andrea & Slava, Yolipa , Miriam, Mehdi, Kim, Alex, Kim, Fabiana, Joao…

photos by Xavi Moya

Outfit by Dna-Zone

 

Escrito por

Natalia Melina Evangelista

Editor of the Section: Una yogini del siglo XXI | Yoga Teacher | Fashion Stylist

 

Deja un comentario

comments

Publicado en Practicas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *